Frases Llegadoras

Frases Llegadoras

Frases Llegadoras. Encuentra docenas de Frases Llegadoras con fotos para copiar y compartir.

0

  • No olvides nunca que el primer beso no se da con la boca, sino con los ojos.



  • La mayor gloria no es no caer nunca, sino levantarse siempre.



  • Por una mirada, un mundo; por una sonrisa un cielo; por un beso, yo no se que te diera por un beso.



  • Ni la ausencia ni el tiempo son nada cuando se ama.



  • Lo más difícil no es el primer beso, sino el último.



  • Al primer amor se le quiere más, a los demás se les quiere mejor.



  • Si no recuerdas la más ligera locura en que el amor te hizo caer, no has amado.



  • Es al separarse cuando se siente y se comprende la fuerza con que se ama.



  • Ven a dormir conmigo, no haremos el amor. Él nos hará.



  • Uno no se enamoró nunca, y ese fue su infierno. Otro sí, y esa fue su condena.



  • Por qué se me vendrá todo el amor de golpe cuando me siento triste, y te siento lejana...



  • Oye te quiero un chingo.



  • Pienso terminar este año contigo así que ni de broma te suelto.



  • Ya viene navidad y ya estoy lista para pasarla contigo mi amor.



  • Lo que quieras de mí yo te lo daré, pero jamás te devolveré nada. Así funciono.



  • No, no me había curado: el amor es una enfermedad en un mundo en que lo único natural es el odio.



  • He fracasado una y otra vez en mi vida y es por eso que tengo éxito.



  • Las canciones son pensamientos que por un momento paran el tiempo. Escuchar una canción es escuchar pensamientos.



  • A menudo me he tenido que comer mis palabras y he descubierto que eran una dieta equilibrada.



  • No siempre se consigue lo que se quiere, pero, si se intenta, se consigue lo que se necesita.



  • ¿En qué lugar, en dónde, a qué deshoras me dirás que te amo? Esto es urgente porque la eternidad se nos acaba…



  • Después de escalar una gran colina, uno se encuentra sólo con que hay muchas más colinas que escalar.



  • Nadie nace odiando a otra persona por el color de su piel, o su origen, o su religión. La gente tiene que aprender a odiar, y si ellos pueden aprender a odiar, también se les puede enseñar a amar.



  • El deporte tiene el poder de transformar el mundo. Tiene el poder de inspirar, de unir a la gente como pocas otras cosas.



  • La educación es el arma más poderosa para cambiar el mundo.



  • Una nación no debe juzgarse por cómo trata a sus ciudadanos con mejor posición, sino por cómo trata a los que tienen poco o nada.