× Amor Amistad Cumpleaños Família Tristeza Motivación Reflexión Buenos Días Religión Otros temas Autores

Frases de Victor Hugo

Frases de Victor Hugo

Fue un poeta, dramaturgo y novelista romántico francés, considerado como uno de los más importantes en lengua francesa.

0


El trabajo endulza siempre la vida, pero los dulces no le gustan a todo el mundo.



Hay momentos en que cualquiera que sea la actitud del cuerpo, el alma está de rodillas.



Hay padres que no quieren a sus hijos, pero no existe un solo abuelo que no adore a su nieto.



La humildad tiene dos polos: lo verdadero y lo bello.



A nadie le faltan fuerzas; lo que a muchísimos les falta es voluntad.



Es inmensamente triste ver como la naturaleza nos está hablando y los humanos no escuchamos.



Incluso la noche más oscura terminará con la salida del sol.



Siempre es a través de los libros que todas las personas sabias obtienen consuelo en los problemas que se presentan en la vida.



No es fácil guardar el silencio cuando el silencio es una mentira.



El síntoma más poderoso del amor es una ternura que a veces se vuelve casi insoportable.



El recuerdo es vecino del remordimiento.



Es en las noches de diciembre, cuando el termómetro está a cero, cuando más pensamos en el sol



El que abre la puerta de una escuela, cierra una prisión.



Amar a otra persona es ver la cara de Dios.



El síntoma más poderoso del amor es una ternura casi insuperable.



Las inteligencias poco capaces se interesan en lo extraordinario; las inteligencias poderosas, en las cosas ordinarias.



La música expresa lo que no puede ser dicho y aquello sobre lo que es imposible permanecer en silencio



Ser bueno es fácil, lo difícil es ser justo.



El sufrir merece respeto, el someterse es despreciable.



La libertad de amar no es menos sagrada que la libertad de pensar. lo que hoy se llama adulterio, antaño se llamó herejía.



Aprender a leer es encender un fuego; cada sílaba pronunciada es una chispa.



Aprender a leer es encender un fuego, cada sílaba que se deletrea es una chispa.



No olvidemos jamás que lo bueno no se alcanza nunca sino por medio de lo mejor.



Si tenéis la fuerza, nos queda el derecho



Dios es la evidencia invisible.



No hay nada como un sueño para crear el futuro.



La esperanza es la palabra que dios ha escrito en la frente de cada hombre.



La felicidad de la vida es saber que eres amado por ti mismo, a pesar de ti mismo.



Cuando la dictadura es un hecho, la revolución se vuelve un derecho.



Imputar la revolución a los hombres es imputar la marea a las olas.



Dios no hizo más que el agua, pero el hombre hizo el vino.



Cuarenta es la vejez de la juventud, cincuenta es la juventud de la vejez.



La distancia más corta entre dos personas es una sonrisa.



El amor abre el paréntesis, el matrimonio lo cierra.



La tolerancia es la mejor religión.



El sueño del héroe, es ser grande en todas partes y pequeño al lado de su padre.



Lo que yo siento por ti, parece ser menos de la tierra y más de un cielo sin nubes.



El deber es un dios que no consiente ateos.



Incluso la noche más oscura terminará y el sol saldrá.



El futuro tiene muchos nombres. Para los débiles es lo inalcanzable. Para los temerosos, lo desconocido. Para los valientes es la oportunidad.



El amor semeja un árbol: se inclina por su propio peso, arraiga profundamente en todo nuestro ser y a veces sigue verdeciendo en las ruinas de un corazón.



Todo el estiercol animal y humano que el mundo desecha, si se devuelve a la tierra en lugar de tirarse al mar, sería suficiente para alimentar al mundo.



Siempre hay más miseria en las clases bajas de lo que hay humanidad en las clases más altas.



Es fácil ser bueno; lo difícil es ser justo.



La primera igualdad es la equidad.



Un hipócrita es un paciente en el doble sentido de la palabra: calcula el triunfo y sufre un suplicio.



La gente no carece de fuerza, carece de voluntad.



Los animales son de Dios. La bestialidad es humana.



Primero fue necesario civilizar al hombre en su relación con el hombre. Ahora es necesario civilizar al hombre en su relación con la naturaleza y los animales.



La melancolía es la felicidad de estar triste.



La suprema felicidad de la vida es saber que eres amado por ti mismo o, más exactamente, a pesar de ti mismo.



La conciencia es la presencia de Dios en el hombre.



El mal es la noche del espíritu.



Hay abismos buenos; son aquellos en que se hunde el mal.



No hay ni malas hierbas ni hombres malos. No hay más que malos cultivadores.



La nostalgia es la alegría de estar triste.



El dolor es una fruta. Dios no las hace crecer en ramas demasiado débiles para soportarlas.



Aquellos que no lloran, no ven.



La vida es la flor de la que el amor es la miel.



Hay padres que no aman a sus hijos; no hay abuelo que no adore a sus nietos.



El sueño llega más fácilmente de lo que vuelve.



¡Cuán poco tiempo basta para cambiar todo! ¡Naturaleza de serena frente, cómo sembráis en todo el olvido!



El amor es un ardiente olvido de todo.



La mayoría de los hombres no carecen de fuerza, sino de constancia.



El verano que huye es un amigo que parte.



Las que conducen y arrastran al mundo no son las máquinas, sino las ideas.



Produce mucha tristeza pensar que la naturaleza habla mientras los humanos no escuchan.



La sonrisa es el sol que ahuyenta el invierno del rostro humano.



Produce una inmensa tristeza pensar que la naturaleza habla mientras los hombres no escuchan.



Amor es el único futuro que Dios ofrece.



La perseverancia es el secreto de todos los triunfos.



El invierno está en mi cabeza, pero la eterna primavera está en mi corazón.



El invierno está en mi cabeza pero la eterna primavera está en mi corazón.



Nada tan estúpido como vencer. La verdadera gloria está en convencer.



La guerra civil? ¿Qué significa eso? ¿Hay alguna guerra extranjera? ¿No es toda guerra librada entre los hombres, entre hermanos?



La paz es la virtud de la civilización. La guerra es su crimen.



El infierno es un ultraje a la humanidad. Cuando me dices que tu deidad que hizo a su imagen, le respondo que él debe haber sido muy feo.



La arquitectura es el gran libro de la humanidad.



Atreveos: el progreso solamente se logra así.



El pensamiento es el trabajo de la inteligencia, la ensoñación es su placer.



Las brutalidades del progreso se llaman revoluciones. Cuando son más nos damos cuenta de esto: que la raza humana se ha manejado más o menos, pero que se ha avanzado.



La popularidad es la gloria en calderilla.



¿Popularidad? Eso es la gloria en centavos.



Los cuarenta son la edad madura de la juventud; los cincuenta la juventud de la edad madura.



La libertad es, en la filosofía, la razón; en el arte, la inspiración; en la política, el derecho.



La adversidad hace que los hombres, y la prosperidad hace monstruos.



Las montañas, el bosque y el mar, hacen que los hombres salvajes, sino que desarrollan la fiera, pero aún no destruir lo humano.



Los hombres como yo son imposibles hasta el día en que se hacen necesarios.



Los hombres se acostumbran al veneno poco a poco.