Frases de Confucio

Frases de Confucio

Confucio, fue un pensador y filósofo chino. La filosofía de Confucio se centró en la moral personal y gubernamental, los procedimientos correctos en las relaciones sociales, la justicia y la sinceridad.

0


El éxito depende de la preparación previa, y sin ella seguro que llega el fracaso



Nuestra mayor gloria no esta en fracasar nunca, sino en levantarnos cada vez que caemos



Antes de embarcarte en un viaje de venganza, cava dos tumbas.



La humildad es el sólido fundamento de todas las virtudes.



El buen líder sabe lo que es verdad; el mal líder sabe lo que se vende mejor



Cada cosa tiene su belleza, pero no todos pueden verla.



En general los hombres aman más la belleza corporal que la virtud.



Exígete mucho a ti mismo y espera poco de los demás. Así te ahorrarás disgustos



La vida es muy simple, pero insistimos en hacerla complicada



No importa lo lento que vayas mientras que no pares



Elige un trabajo que ames, y nunca tendrás que trabajar un día en tu vida.



El erudito no considera el oro como un preciado tesoro, sino la lealtad y la buena fe.



Las raíces de la sabiduría radican en observar con cariño cómo se superan las personas.



Es más vergonzoso desconfiar de nuestros amigos que ser engañados por ellos.



¿Me preguntas por qué compro arroz y flores? Compro arroz para vivir y flores para tener algo por lo que vivir.



La educación genera confianza. La confianza genera esperanza. La esperanza genera paz.



Elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida.



Trabaja en impedir delitos para no necesitar castigos.



Cuando el sabio señala a la luna, el necio mira al dedo.



Sólo los sabios más excelentes, y los necios más acabados, son incomprensibles.



El silencio es el verdadero amigo que nunca traiciona.



La música produce un tipo de placer sin el que la naturaleza humana no puede vivir.



Mejor que el hombre que sabe lo que es justo es el hombre que ama lo justo.



Ser rico y honrado en una sociedad injusta es una desgracia.



Sin sentimiento de respeto, no hay forma de distinguir los hombres de las bestias



Un erudito que no sea serio no inspirará respeto, y su sabiduría, por lo tanto, carecerá de estabilidad.



El aprendizaje sin pensamiento es labor perdida.



No puedes abrir un libro sin aprender algo.



El que aprende pero no piensa esta perdido. El que piensa pero no aprende esta en gran peligro.



Escucho y olvido. Veo y recuerdo. Hago y entiendo.



El conocimiento real es conocer el grado de ignorancia propia.



Aprender sin reflexionar es malgastar energía.



Quien volviendo a hacer el camino viejo aprende el nuevo, puede considerarse un maestro.



Nunca des una espada a un hombre que no puede bailar.



No importa lo ocupado que piensas que estas, debes encontrar tiempo para leer, o entregarte a una ignorancia autoelegida.