× Amor Amistad Cumpleaños Família Tristeza Motivación Reflexión Buenos Días Religión Otros temas Autores

Frases Sábias

2.2k

  • Si hablas a un hombre en un idioma que entiende, llegarás a su cabeza. Si le hablas en su idioma, llegará a su corazón.



  • Siempre parece imposible hasta que se realiza.



  • Una buena cabeza y un buen corazón siempre son combinaciones formidables.



  • La mejor venganza es ser diferente de quien realizó el daño.


  • Te pueden interesar también



  • Tienes poder en tu mente, no afuera. Sé consciente de ello y encontrarás la fuerza.



  • Cuando te encuentres a ti mismo al lado de la mayoría, es tiempo de parar y reflexionar



  • A nadie le va mal durante mucho tiempo sin que él mismo tenga la culpa.



  • El que no esté seguro de su memoria debe abstenerse de mentir.



  • El signo más cierto de la sabiduría es la serenidad constante.



  • El hombre sabio no lo es en todas las cosas.



  • No hay cosa de la que tenga tanto miedo como del miedo.



  • La senda de la virtud es muy estrecha y el camino del vicio, ancho y espacioso.



  • El que lee mucho y anda mucho, ve mucho y sabe mucho.



  • Amistades que son ciertas nadie las puede turbar.



  • Donde una puerta se cierra, otra se abre.



  • Sea moderado tu sueño; que el que no madruga con el sol, no goza del día.



  • La envidia es una declaración de inferioridad.



  • Los sabios son los que buscan la sabiduría; los necios piensan ya haberla encontrado.


  • Te pueden interesar también



  • El coraje no se puede simular: es una virtud que escapa a la hipocresía.



  • Si no puedes hacer grandes cosas, haz pequeñas cosas de una forma grande.



  • Piensa dos veces antes de hablar, porque tus palabras e influencia plantarán la semilla del triunfo o el fracaso en la mente de otros.



  • El hombre que hace más de lo que se le paga, pronto ganará más de lo que hace.



  • Errar es humano, pero más lo es culpar de ello a otros.



  • La única ventaja de jugar con fuego es que aprende uno a no quemarse



  • Que hablen de uno es espantoso. Pero hay algo peor: que no hablen.



  • Las preguntas no son nunca indiscretas. Las respuestas, a veces sí



  • El que confía sus secretos a otro hombre se hace esclavo de él.



  • La juventud no tiene edad.



  • El que piensa que puede, puede. El que piensa que no puede, no puede. Esa es una inexorable e indiscutible ley.



  • La mayor declaración de amor es la que no se hace: el hombre que siente mucho, habla poco.



  • Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo.



  • Buscando el bien de nuestros semejantes, encontramos el nuestro.



  • Quien tiene paciencia, obtendrá lo que desea.



  • La paciencia es amarga, pero su fruto es dulce



  • La juventud es el momento de estudiar la sabiduría; la vejez, el de practicarla.



  • Si la razón hace al hombre, el sentimiento lo conduce.



  • Siempre es más valioso tener el respeto que la admiración de las personas.



  • Nadie puede ser feliz si no se aprecia a sí mismo.



  • Importa mucho más lo que tú piensas de ti mismo que lo que los otros opinen de ti.



  • Si quieres que tu secreto sea guardado, guárdalo tú mismo.