× Amor Amistad Cumpleaños Família Tristeza Motivación Reflexión Buenos Días Religión Otros temas Autores

Frases de Robert Kiyosaki

Frases de Robert Kiyosaki

Es un empresario, inversor, escritor, conferencista y orador motivacional estadounidense de ascendencia japonesa.

0


El tamaño de tu éxito se mide por la fuerza de tu deseo, el tamaño de tus sueños y cómo manejas las desilusiones en el camino.



El tamaño del triunfo se mide por la fuerza de tu deseo, el tamaño de tus sueños, y la forma de manejar la decepción en el camino.



No dejes que el miedo de perder sea mayor que la excitación de ganar.



No permitas que el miedo a perder sea mayor que el entusiasmo por ganar.



Los ganadores no tienen miedo de perder. Los perdedores si. El fracaso es parte del proceso del éxito. La gente que evita el fracaso evita el éxito.



A veces ganas, a veces aprendes.



Los perdedores abandonan cuando fracasan. Los ganadores fracasan hasta que ganan.



En el mundo real, la gente más inteligente son personas que cometen errores y aprenden. En la escuela, la gente más inteligente no comete errores.



La confianza viene de la disciplina y el entrenamiento.



No es cuánto dinero ganas, sino cuánto dinero ahorras, cuánto trabaja para ti y para cuántas generaciones tendrás.



No se trata de cuánto dinero ganas, sino cuánto te queda, qué tan duro trabaja para ti y por cuántas generaciones te quedará.



No malgastes un buen error, aprende de él.



Todos quieren ir al cielo, pero nadie quiere morir.



La mente es el mayor activo que tenemos los seres humanos. Por consiguiente, si inviertes en tu mente estarás haciendo el mayor negocio de tu vida.



Aprendemos cayéndonos. Si nunca nos caemos, nunca andaremos.



Las certificaciones académicas son importantes, pero también la educación financiera. Ambas son importantes y las escuelas están olvidando una de ellas.



Quejarte de tu situación actual en la vida no sirve de nada. Levántate y has algo al respecto.



El miedo a ser diferente impide que la mayoría de las personas busquen nuevas formas de resolver sus problemas.



Los ganadores no tienen miedo de perder. Pero los perdedores sí. El fracaso es parte del proceso de éxito. Las personas que evitan el fracaso, también evitan el éxito.



Si quieres ser rico, debes desarrollar tu visión. Debes estar al borde del abismo mirando hacia el futuro.



Tu educación comienza cuando dejas la escuela. No cuando estás en ella.



Si todavía estás haciendo lo que mami y papi dijeron que hicieras (ir a la escuela, conseguir un trabajo y ahorrar dinero); estás perdiendo.



A menudo, cuanto más dinero ganas, más dinero gastas; es por eso que más dinero no te hace rico. Los activos te hacen rico.



La palabra que más destructiva de todas, es la palabra “mañana”.



Prefiero cambiar que aferrarme al pasado.



Las personas más exitosas son inconformistas que no temen preguntar por qué; especialmente cuando todos piensan que es obvio.



Esperar drena tu energía. La acción crea energía.



Si quieres cambiar tu vida, comienza cambiando tus palabras. Comienza a decir las palabras de tus sueños, de quién quiere ser; no las palabras del miedo y el fracaso.



Cuanto más buscas seguridad; más cedes control sobre tu vida.



Todos pueden decirte el riesgo; pero un emprendedor puede ver la recompensa.



Un plan es un puente hacia tus sueños. Tu trabajo es hacer que el plan sea real; para que tus sueños se hagan realidad. Si todo lo que haces es quedarte parado soñando; Tus sueños serán solo eso: sueños.



A menudo descubrirás que no es mamá o papá, esposo o esposa, o los niños lo que lo detiene. Eres tú. Sal de tu propio camino.



La única diferencia entre una persona rica y una persona pobre; es cómo usan su tiempo.



En el mundo real, las personas más inteligentes cometen errores y aprenden. En la escuela, las personas más inteligentes no cometen errores.



¡No es lo que dices a los demás lo que determina tu vida; es lo que te susurras a ti mismo lo que tiene más poder!



Es más importante aumentar tus ingresos que reducir tus gastos. Es más importante hacer crecer tu espíritu y no cortar tus sueños.



s personas más exitosas en la vida son las que hacen preguntas. Ellos siempre están aprendiendo. Ellos siempre están creciendo. Siempre están avanzando.



Es más fácil mantenerse al margen, criticar y decir por qué no debes hacer algo. Hay está la mayoría.



El problema con la escuela es que te dan la respuesta, luego te dan el examen. Y así no es la vida.



Tus elecciones deciden tu destino. Tómate el tiempo para hacer lo correcto. Si cometes un error, está bien; aprende de él y no lo vuelvas a hacer.



Si eres el tipo de persona que no tiene agallas y simplemente te rindes cada vez que la vida te empuja. Si eres ese tipo de persona, vivirás toda tu vida jugando a lo seguro, haciendo lo “correcto”, esperando para algo que nunca sucederá. Entonces, morirás como un viejo aburrido.



Las acciones hablan más que las palabras. Mira lo que hace una persona, más de lo que dice.



En el momento que hagas los ingresos pasivos parte de tu vida; todo cambiará.



Cometerás algunos errores; pero si aprende de esos errores, se convertirán en sabiduría y la sabiduría es esencial para hacerse rico.



Si te das cuenta de que eres el problema, puedes cambiarte a ti mismo, aprender algo y ser más inteligente. No culpes a otras personas por tus problemas.



Los trabajadores trabajan lo suficiente para que no los despidan. Y los dueños pagan lo suficiente para que los trabajadores no abandonen.



Me gustaría poder decir que fue fácil. No fue así, pero tampoco fue difícil. Pero sin una razón o propósito fuerte; cualquier cosa en la vida es difícil.



El activo más poderoso que todos tenemos es nuestra mente. Si se entrena bien, puede crear una enorme riqueza en lo que parece ser un instante.



Encuentra el juego donde puedes ganar, y luego dedica tu vida a jugarlo; y juega para ganar.



Usa tu mente y tus emociones a tu favor; no en tu contra.



Solo eres pobre si te rindes. Lo más importante es que hiciste algo. La mayoría de la gente solo habla y sueña con hacerse rico. Tú ya has hecho algo.



Si quieres ser financieramente libre, debes convertirte en una persona diferente a la que eres hoy; y dejar ir lo que te retuvo en el pasado.



La filosofía de los ricos y los pobres es esta: los ricos invierten su dinero y gastan lo que queda. Los pobres gastan su dinero e invierten lo que les queda.



Ves con tus ojos, pero la visión está en tu mente.



En la escuela, aprendemos que los errores son malos y somos castigados por haberlos cometido. Sin embargo, si nos fijamos en la forma en que los humanos están diseñados para aprender, aprendemos al cometer errores. Aprendemos a caminar cayendo. Si nunca nos caemos, nunca aprendemos.



Nunca digas que no puedes pagar algo. Esa es la actitud de un hombre pobre. Pregúntate CÓMO pagarlo.



Tu futuro está creado por lo que haces hoy, no mañana.



Cuanto más corro el riesgo de ser rechazado; mejores serán mis posibilidades de ser aceptado.



Una de las cosas más estúpidas para hacer es pretender que eres inteligente. Cuando pretendes ser inteligente, estás en la cima de la estupidez.



Averigua dónde te encuentras, hacia dónde te dirige y elabore un plan para llegar allí.



Si crees que el dinero resolverá tus problemas, me temo que tendrás un mal camino.



La mayoría de las personas quiere que todos los demás en el mundo se cambien a sí mismos. Déjame decirte, es más fácil que tú cambies que cambiar a todos los demás.



Las personas con sueños pequeños continúan viviendo como personas pequeñas.



Hay quienes hacen que las cosas sucedan, hay quienes ven cosas que suceden; y hay quienes dicen “¿qué pasó?”



El poder de “no puedo”: La palabra “no puedo” debilita a las personas fuertes; ciega a las personas que pueden ver; entristece a las personas felices; convierte a las personas valientes en cobardes; les roba a los genios su brillantez; hace que los ricos piensen mal; y limita los logros de esa gran persona que vive dentro de nosotros.



Una de las mejores cosas de estar dispuesto a probar cosas nuevas y cometer errores, es que cometer errores te mantiene humilde. Las personas humildes aprenden más que las personas arrogantes.



La inteligencia resuelve problemas y produce dinero. Pero el dinero sin inteligencia financiera es dinero que se va rápido.



Empieza pequeño y sueña en grande.



Las habilidades te hacen rico; no las teorías.



Los perdedores abandonan cuando fallan. Los ganadores fallan hasta que tienen éxito.