Frases de Amistad para Amigas

Frases de Amistad para Amigas

Tener un amigo no tiene precio. Tenemos que vivir nuestra amistad todos los días y nunca olvidarnos de lo maravilloso que es.


El auténtico valor de la amistad se deriva de lo difícil que es conseguirla y mantenerla.



Un brindis por esos amigos que aunque no siempre estén contigo, están siempre cuando se los necesita más.



El destino nos une con muchos amigos pero solo los verdaderos se quedan hasta el final.



Mis amigas no son las mejores pero sin duda son las que se mantienen siempre juntas pase lo que pase.



No es malo perder amigos por ser diferente, porque solo los verdaderos se mantendrán contigo aun sabiendo que eres diferente



Los mejores amigos no necesitan demostrar su amistad porque la conexión está a la vista de todo el mundo.



Podemos separarnos pero siempre volveremos a encontrarnos porque amigas como tú no existen en ningún otro lado.



Amigas toda la vida, amigas hasta la muerte, y como la muerte es vida, amigas eternamente.



Tu amistad es uno de los regalos más bonitos que la vida me ha dado. Gracias por ser mi amiga.



Amigas como nosotras, son difíciles de encontrar, difíciles de entender e imposibles de olvidar.



Las buenas amigas son como la sangre, acuden a la herida sin que nadie las llame.



Gracias por no juzgarme, por saberme escuchar. Por darme tu apoyo siempre que lo necesito. Gracias por ser una buena amiga.



Eres mi gran amiga porque solo tú sabes comprenderme sin complacerme, porque sabes escucharme en silencio todos mis problemas.



Una buena amiga es alguien que está contigo cuando le necesitas, aunque preferiría estar en otro lado.



Mis mejores amigos son como una inversión en el banco. Cuanto más tiempo pasa, más valor tienen.



Qué maravilla que tan solo con una mirada o un gesto, sabemos exactamente de qué hablamos.



Puede ser difícil encontrar un amigo, pero es más difícil conservarlo, se requiere paciencia y perseverancia, pero ante todo: Respeto.



Hay miles de formas de ver lo que nos sucede, unas bonitas otra no tanto, lo importante, mi buenas amiga, es que siempre procuremos aprender de ellas.



Con bonitas palabras y cortas frases, no puedo decirte lo mucho que te quiero, pero sí reconocerte lo muchísimo que me importas, mi querida amiga...